Seleccionar página

Ya vuelvo ha estar aquí con un nuevo post, esta vez sobre Iquitos,

Me apetecía contaros sobre mi experiencia en Iquitos, ciudad que forma parte de la selva peruana.

Iquitos

En mi estada en Perú, visité una parte de la zona selvática, Iquitos. La selva de Perú se divide en dos partes: selva alta, es la selva de montaña, tiene escasas lagunas y ríos muy caudalosos con una corriente muy fuerte. En ella encontramos muchas cascadas debido a la formación rocosa y la altura. Ciudades como La Merced, Cusco, Chachapoyas, Nuevo Tingo y Oxapampa, forman parte.

En la selva baja, Iquitos, Pucallpa, Puerto Maldonado, Tarapoto, encontramos el gran río Amazonas que va desembocando a distintos riachuelos a la vez que va formando pequeñas y grandes lagunas donde habita su flora y fauna.

Iquitos

La verdad es que la selva siempre me ha llamado la atención por ser la zona quizás más virgen que puede existir en Perú. Porque aun que ya existen muchas empresas hoteleras y de turismo, en la selva siempre quedan muchísimos rincones por explorar y donde nadie ha podido llegar, incluso sus nativos. La parte de la población de Iquitos que vive inmerso en comunidades dentro de la selva, siguen viviendo del mismo modo que lo han hecho décadas y décadas atrás, pero con una diferencia, quizás ahora visitan más el centro de la ciudad para hacer sus trueques y poder obtener artículos y materiales que les hacen falta.

En Iquitos ciudad, no hay casi coches, la mayoría de habitantes se mueven en moto o moto-carro (que suelen ser taxis) en los que viajan hasta 3 personas. Dentro la selva, todo se traslada con la ayuda de canoas de madera hechas a mano por ellos.

Iquitos

Cambio de color de las aguas al llegar al río Amazonas (es el de color marrón).

Os confieso que dejé la selva como último lugar para visitar porque soy un poco aprensiva a los bichos y más sabiendo que en la selva todos los bichos son aún más enormes que en la ciudad. A parte, siempre me han hecho mucha reacción alergica las picaduras de distintos insectos, así que ya podéis ver la super ilusión que me hacia dormir unos días con todos ellos… Lo único que sí hice, fue vacunarme de la fiebre amarilla. No soy muy fan de ponerme según que vacunas, pero conociendo mi experiencia junto a la naturaleza no quería arriesgarme.

De hecho, una vez en Iquitos, nos comentaron que los mosquitos que contagian la fiebre amarilla se encuentran en la selva alta, así que en allí no había peligro, pero como digo siempre, vale más prevenir que curar y más en estos sitios donde las clínicas te quedan muy, muy lejos y quien sabe si llegarías a tiempo. ¡¿Que optimista que soy eh?!

Como elegí el lugar donde alojarnos

Pues bien, me gustaba mucho la idea de pasar unos días inmersos entre la flora y fauna de la selva, pero con la mayor seguridad posible, así que empecé a mirar videos de lodge’s en Youtube y me salió uno de callejeros viajeros, en el que hablaban de uno llamado «Wimba Lodge«. Sus dueños eran una pareja formada por una chica Española y un chico peruano. Todo lo que contaban en el vídeo y las imágenes de las cabañas donde se dormía me resultaron muy atractivas y vi que se trataba de una empresa segura, pequeña y famíliar.

Iquitos

Contacté con ellos y me mandaron los distintos packs que ofrecían. En todos había varias excursiones y actividades a elegir.

Para llegar a Iquitos necesitas avión sí o sí, no existen carreteras que comuniquen esta ciudad con las demás.

Otra cosa, dentro de la selva, no funcionan los móbiles, no hay cobertura, así que ya véis que es desconexión total y os aseguro que va de maravilla.

Dónde contactar con ellos

Wimba Lodge tiene una oficina en la misma ciudad que es donde te reciben y te presentan al que será tu guía durante toda tu estancia. Esta persona te acompaña en todos los traslados, en las actividades, en el lodge, etc. Él es el encargado de enseñarte y transmitirle todo lo que debes saber sobre la naturaleza de la selva.

Iquitos

Haréis excursiones en canoa para visitar distintos poblados, caminatas a pie descubriendo mil y una características de la vegetación y la fauna (siempre te prestan unas botas por los peligros que puedan haber) y lo más bonito… las pequeñas leyendas de seres mágicos que existen en la selva.

Iquitos

Aspectos importantes

  • Llevar mucho repelente, camisetas finas pero de manga larga y pantalones largos, sobretodo para las excursiones. Los mosquitos pican igualmente porque son tan grandes que atraviesan la ropa, pero como ya os he dicho antes, vale más prevenir que curar.
  • Importante también tener a mano una pomada con cortisona,por si alguna picadura se pone fea.
  • Las chicas recogeros el cabello, no se quedaran tantos bichitos enganchados, ja ja.
  • El agua de la ducha siempre sale marrón y fría, pero no pasa nada porque siempre hace calor. Lo de marrón es porque viene directa del río y arrastra segmentos de arena y barro. No padezcaís pensar que solo serán unos días.
  • Para la noche se reparten unas luces de queroseno para cada habitación, porque las luces del comedor funcionan con un generador que solo encienden unas horas al día. Muy importante, entrar a la habitación a oscuras porque los mosquitos se pegan a tu espalda y entraían contigo en la habitación.
  • 99% de posibilidades que se cuele en tu habitación cualquier cienpiés, bicho raro o tarántula. No te preocupes ellos no te molestan si tu no les molestas. Que no te influyan las películas de miedo!
  • No tocar ni apoyarse nunca en una planta, árbol, etc. sin que el guía te haya dicho si es seguro o no. Recuerda que en la selva hay muchas trampas naturales… no se puede ir de listillo.
  • Para las chicas… si da la casualidad que tenéis la menstruación, no os bañéis en el río, esta lleno de pirañas y son sensibles al olor de la sangre. Esto nos lo comentó nuestro guía… si no es el caso, os podéis bañar sin ningún problema que ellas no se acercarán.

Estas son las cositas más importantes… lo demás va según la marcha, pero lo más importante es hacer siempre caso a vuestro guía, él conoce mejor que nadie la selva.

Qué comeréis

La comida es deliciosa y muy variada, además de completa. Fruta tropical, arroz, verduras, hortalizas, pescado fresco, cerdo (es un poco distinto al que estamos acostumbrados, pero esta buenísimo), incluso podréis catar la piraña. Nosotros fuimos una tarde de pesca y nos las cocinaron para cenar.

Seguro que me dejo cositas, en ese caso ya escribiré otro post que no me quiero alargar más. Espero que os hayan entrado ganas de hacer este viaje y ojalá os animéis a contarme vuestra experiencia.

Información

Wimba Lodge

email: [email protected]

Web: www.wimbaconection.com

Facebook: Wimba Tours & Lodge